BIM: ¿cuáles son los beneficios de implementar esta metodología en obras públicas?

Guido Valdivia de CAPECO y Juan José Cárdenas de EY detallan las características que ofrece la implementación de esta tecnología en el sector público, la misma que ya se viene usando en obras de construcción privadas.

Se le llama BIM (Building Information Modeling) al proceso que involucra el uso de diversas aplicaciones y establece una nueva metodología a la hora de desarrollar un proyecto de construcción, permitiendo el intercambio de información en tiempo real. Esta metodología ya se ha venido utilizando en el sector privado y el Ministerio de Economía y Finanzas viene alentando su uso en el sector público.

El Plan BIM Perú, instrumento de gestión del Estado, define objetivos y acciones estratégicas para el uso progresivo de BIM en las inversiones públicas al año 2030. En el marco de este plan, se acaba de lanzar la Alianza BIM, iniciativa de empresas y entidades para promover la competitividad de la actividad constructora mediante el uso de tecnología y procesos innovadores.

Participan 10 entidades, entre ellas la Cámara Peruana de la Construcción (CAPECO), el Colegio de Arquitectos del Perú, la Universidad de Lima, cinco representantes de software de construcción y algunas empresas consultoras en BIM.

“El esfuerzo que queremos hacer es ayudar a la implementación de una política pública BIM en el Perú, tal como está ocurriendo en países de Latinoamérica. Hace tres años comprendimos que esta metodología, que ya se usa en Perú desde hace años, no se ha utilizado como parte de una política pública”, explicó Guido Valdivia, director ejecutivo de CAPECO.

Indicó que el incremento de la productividad y la lucha contra la corrupción en la obra pública son beneficios que tiene el BIM, aplicado en la gestión de infraestructura pública. Asimismo, recalcó que no solo es una herramienta para diseñar y construir, sino para que el Estado tenga un mejor control sobre la forma que se diseña, contrata, construye, y sobre todo, cómo se opera y mantiene la infraestructura.

Valdivia consideró que la principal innovación de BIM es que permite un mejor control de la obra desde antes que se plantea, desde los niveles de preinversión, hasta que la infraestructura es reemplazada, durante toda la vida útil del proyecto.

Resaltó que esta tecnología permite por un lado un mejor diseño, porque simula antes de construir el total funcionamiento de la infraestructura —lo que también ayuda a resolver conflictos en obras posteriores—, y por otro lado, permite un mejor control de supervisión durante la obra, porque ayuda a automatizar el proceso.

“Después de implementar el BIM, el siguiente paso debería ser lograr la digitalización total del proceso de aprobación de proyectos, licencias de construcción, supervisión y entregas de obras privadas. Ya lo estamos proponiendo. Y después la planificación urbana digitalizada, para hacer una mejor evaluación de los impactos y seguimiento”, manifestó el ejecutivo.

Apuntó que esta tecnología marca diferencia en las obras de Gobierno a Gobierno (G2G), para que funcionen más rápido y con mayor predictibilidad. Finalmente, esta es su principal ventaja y “no es que los ingleses tengan una llave mágica, y sus funcionarios sean impolutos e iluminados”, sentenció.

Agregó que el BIM además permite los famosos contratos NEC, que son los que se usaron en las obras de los Juegos Panamericanos Lima 2019. Este modelo de gestión es el que buscan implementar en Perú, y si bien tomará tiempo, paulatinamente se usará de mejor manera para construir más rápido y tener infraestructura con mejores condiciones de uso y menos corrupción.

“SUMAMENTE POSITIVO”

Por su parte, el experto en infraestructura, Juan José Cárdenas, líder de Proyectos de EY Law, calificó como sumamente positivo que se pueda implementar la tecnología BIM en los contratos de obra pública en general.

“Ya es una tecnología que en el sector privado se viene usando desde hace un buen tiempo y va a ser muy importante que se use de forma obligatoria en la obra pública, por lo menos en obras de infraestructura de relevancia”, refirió.

Señaló que este plan de implementación que tiene el MEF viene avanzando, y ha tenido asesoría de gobiernos extranjeros como Reino Unido, lo que es muy positivo. Por lo que acotó que “si fuera posible acelerar el proceso de implementación sería muy positivo”.


Fuente: ElComercio

Viviendas: stock disponible en Perú y Chile se concentra en el segmento medio

Reporte de Tinsa revela que, al cierre del 2020, ambos países –junto con Colombia y México– reportaban 151.492 unidades disponibles.

Según el último Informe de Coyuntura Inmobiliaria (Incoin), los mercados inmobiliarios de Lima (Perú), Santiago (Chile), Bogotá (Colombia) y Ciudad de México (México) cerraron el 2020 con 151.492 unidades disponibles para la venta, cifra que representó un crecimiento de 8,3% con relación al cierre del 2019.

De ese total, un 85% de las unidades (128.768) podía encontrarse en proyectos de departamentos, mientras el 15% restante (22.724) se ubicaba en proyectos de casas.

Por ciudades, la capital mexicana reportó que un 65% de su stock disponible estaba en edificios de departamentos y un 35% en proyectos de casas. Mientras que en Santiago la división era 89% y 11%, respectivamente.

Y aunque en Lima, los proyectos de departamentos cobraron mayor peso al concentrar el 93% de la oferta, dejando atrás a las casas con el 7% restante, es en Bogotá en donde el stock de unidades disponibles se concentra casi en su totalidad (99%) en edificios de departamentos y solo un porcentaje mínimo (1%) son casas.

Con relación al tipo de segmento al que se dirigen, los segmentos vivienda social (VIS), medio y medio bajo concentraban el 60% del stock disponible, mientras que los segmentos residencial y residencial plus el 34%, y el segmento ‘luxury’ el 6%.

Solo el segmento medio representaba el 37% del stock disponible del inventario actual, y en el caso de Chile y Perú, este segmento medio de vivienda concentraba el 49% en cada caso.

Frente a esos resultados, Martín Villanueva, líder de Consultoría Perú de Tinsa, asegura que a pesar de que la pandemia afectó transversalmente a todos los países de la región, el mercado inmobiliario se viene recuperando de manera sostenida. “Si bien, el Perú fue uno de los países que más sufrió económicamente durante la cuarentena, presentamos la misma curva de recuperación”, señala.


AVANCE DE OBRA

Un dato que se desprende del último Incoin, es que 29% de los 4.318 proyectos mapeados en estos cuatro mercados se encuentran en entrega Inmediata.

Pero, tomando en cuenta como señalan en ASEI, que la mejor evidencia para considerar como saludable un mercado inmobiliario es la menor cantidad de proyectos en entrega inmediata que tiene, ¿cómo analizar dicho porcentaje? Y, en el caso específico de Perú y México, ¿cómo tomar el hecho de que sus capitales se ubiquen por encima de ese promedio?

Al respecto, el especialista inmobiliario precisa que más que los proyectos, se debe considerar el inventario de unidades disponibles que ambos mercados tienen.

Explica que aunque, el reporte señala que un 38% de los proyectos se encuentran en entrega inmediata, estos albergan “únicamente el 12% de viviendas disponibles a la venta, mientras que una quinta parte de los proyectos que se encuentran en planos, albergan aproximadamente la mitad de las unidades disponibles en total. Lo cual es, efectivamente, positivo”.

CUESTIÓN DE PRECIOS

En el caso de los precios, Lima –con US$1.540/m2– registra el tercer precio más alto entre los cuatro mercados analizados, detrás de Chile (US$2.336/m2) y México (US$1.869/m2), y solo por encima de Colombia (US$813/m2), a pesar de que 49% de su oferta se encuentra en el segmento medio.

l respecto, Martín Villanueva aclara que en Lima, particularmente, se encuentran las zonas más caras del Perú, como los proyectos ubicados alrededor del Club El Golf de San Isidro o a lo largo del malecón Cisneros en Miraflores, que tienen los valores más altos del país.

“Aquí podemos encontrar viviendas en el segmento ‘luxury’, con precios por encima de los US$400.000 y con un ticket unitario promedio de entre S/10.000 a S/15.000 por m²”, afirma y aclara que aunque no son más de 20 proyectos los que cumplen esta característica en todo el país, el precio de la vivienda ha continuado al alza en los últimos años.

“Si bien, en estos últimos trimestres el ritmo de crecimiento se ha visto ralentizado, los precios no han bajado como se especulaba al inicio de la pandemia. Eso responde a factores que van desde la relación de la oferta y demanda, pasando por la escasez de suelo urbano, crecimiento vertical de la zona metropolitana y apreciación de las viviendas por cambios en los equipamientos urbanos y zonificación”, indica.

Con 22.743 unidades en stock distribuidas en 1.069 proyectos, tal como señala el último Incoin, el ejecutivo asegura que es importante fijarse en el ingreso de unidades inmobiliarias, y, en el caso del Perú, “la incorporación de viviendas en volúmenes acordes a las unidades desplazadas sugieren un comportamiento saludable y una rotación sostenible en el tiempo, un dinamismo que viene ocurriendo –principalmente– en los segmentos medio y medio alto y no en los segmentos bajos o de interés social”.


Fuente: EC

Edificios digitales para una nueva generación hiperconectada

“La industria inmobiliaria se enfrenta al reto de satisfacer las necesidades tecnológicas de las personas. Es el usuario quien determina la existencia de los espacios digitales. Por eso es importante que arquitectos, ingenieros, constructores, instaladores e inversionistas, conozcan las nuevas generaciones, en función de ajustarse a sus intereses y necesidades. Aunque es claro que los Millennials han cambiado el mundo, es momento de reenfocar los esfuerzos hacia los Centennials”, afirma Guillermo Ortegón, Territory Account Manager de Panduit para Colombia.

La primera generación nativa digital
Según Bloomberg, los nacidos entre 1995 y 2010, suman hoy más de 2.000 millones de personas, cifra que representa el 32% de la población mundial. Conocidos también como la Generación Z, estos jóvenes siempre están conectados a internet, desarrollan más de una actividad simultáneamente; a la vez que necesitan menos información por parte de sus padres y maestros.

“Debido a que han nacido con un smartphone en las manos, las redes sociales son una forma de vida. Se comunican al instante a través de mensajes y emoticones y no recuerdan que una vez el mundo vivió desconectado”, reseña Bank of America Merril Lynch en su informe: New Kids On the Block. Millennials & Centennials Primer (Los nuevos chicos del barrio. El apogeo de los Millennials y los Centennials).

Son autodidactas, visuales, tolerantes, abiertos a nuevas ideas y afines a las comunidades en línea. Defienden la transparencia, el respeto, la diversidad y la búsqueda constante de causas que contribuyan al bienestar del planeta.

“Según Global Web Index, los Centennials pasan diariamente un promedio de 4 horas y 10 minutos en línea, lo que significa 68 minutos más que el promedio global. Interactúan permanentemente por medio de dispositivos móviles de alta velocidad; a la vez que compran, aprenden y trabajan por esta vía. Para ellos, las redes sociales no sólo son un espacio para socializar, sino también para trabajar, ser productivo y hallarle valor a las conexiones que han desarrollado”, explica Guillermo Ortegón.

En consecuencia, los Centennials buscan entornos que les permitan ser más eficientes, compartir conocimientos y cuidar su salud, mientras preservan el medio ambiente. Aquí se incluyen herramientas de colaboración como la video conferencia, aplicaciones que les faciliten mantenerse en contacto, facilidades para el aprendizaje en línea y tecnologías que reduzcan la huella de carbono e incrementen la eficiencia en el uso de la energía.

Inversiones inteligentes
Las necesidades particulares de las nuevas generaciones se integran con las exigencias generales de las mismas empresas y organizaciones. Estas últimas coinciden en que los negocios no pueden detenerse. Es por eso que requieren información en tiempo real para la toma decisiones; lo mismo que instalaciones confiables que garanticen una operación óptima las 24 horas, los 365 días del año.

“Para este fin, propietarios y gerentes de edificios digitales, deben llevar a cabo inversiones inteligentes. Es decir, que sustenten una estrategia de infraestructura tecnológica de largo plazo (al menos 25 años), teniendo en cuenta que los edificios están diseñados para funcionar 40 años o más. En este mismo sentido, les corresponde alinear las políticas de impacto en el medio ambiente con las que tienen sus propios arrendatarios”, explica Guillermo Ortegón.

Prioridades de los diferentes jugadores
En este contexto, el éxito de un edificio digital depende de que cada una de las partes interesadas cumpla a cabalidad con los siguientes requerimientos:

Diseñadores e interioristas
– Diseñar para un usuario nativo digital. Se trate de oficinas, instituciones de educación o edificios públicos, la prioridad es maximizar el área útil, balanceando la relación entre el espacio productivo y las áreas de servicio.
– Proyectar una infraestructura robusta y con visión de largo plazo que pase la prueba del tiempo y evite la obsolescencia tecnológica prematura.
– Mantenerse a la vanguardia. Que sus diseños soporten tanto las tecnologías actuales, como la innovación futura.

Arquitectos, ingenieros y constructores
– Construir de acuerdo con los estándares y las mejores prácticas de la industria.
– Utilizar productos y equipos certificados, donde el desempeño y la funcionalidad estén garantizados.
-Adquirir soluciones con el mejor Costo Total de Propiedad (TCO).
– Utilizar materiales y componentes de larga vida útil (al menos 25 años), fabricados con materias primas seguras para las personas, los edificios y el medio ambiente.
– Revertir el Síndrome del edificio enfermo. Dejar de utilizar componentes nocivos como: asbestos, halógenos y algunos metales pesados, entre otros.

Contratistas e instaladores
– Contar con el respaldo de fabricantes y proveedores líderes del mercado.
– Demostrar el conocimiento y la ingeniería in-house certificada que les habilite para instalar sistemas técnicos especializados.
– Implementar y verificar los sistemas, comprobando su calidad y desempeño en el tiempo. Asegurarse que van a ser sostenibles y responsables con el ambiente.
– Cumplir con cronogramas de construcción cada vez más ajustados.
– Reducir la mano de obra improductiva en el lugar de trabajo.
– Simplificar la instalación con soluciones rápidas y sencillas de ensamblar y mantener.

Arrendatarios y organizaciones
– Aprovechar al máximo el área útil.
– Contar con espacios dinámicos y flexibles.
– Aumentar la productividad y creatividad de los empleados.
– Atraer y retener el talento humano. Es importante recordar que para Millennials y Centennials la calidad del espacio incide directamente en su desarrollo social.
– Operar en entornos digitales que faciliten la comunicación de sus clientes y con sus clientes
-Contar con conectividad potente que asegure un servicio sin interrupciones.
-Reducir los costos operativos. Esto genera un impacto positivo en las finanzas de las compañías.
-Mantener la información empresarial en espacios físicos y cibernéticamente seguros.

Propietarios, accionistas y desarrolladores
– Atraer inquilinos premium con relaciones de largo plazo.
– Atender las altas expectativas de arrendatarios y usuarios finales
– Proporcionar una infraestructura de comunicaciones robusta y confiable.
– Extender la vida útil de sus construcciones.
– Ofrecer la infraestructura como servicio. Un modelo de alquiler que incluye, además de las oficinas, toda la infraestructura necesaria de energía, agua, aire, redes y equipos de comunicaciones.
– Maximizar el retorno de la inversión. Poder analizar un payback mucho más corto.
– Mantener en óptimas condiciones el edificio y sus instalaciones.

Un edificio digital cuenta con sistemas diversos que se apoyan en la tecnología, las redes y el IoT. Su diseño e infraestructura tienen por objetivo facilitar la administración y gestión, haciéndolo más eficiente y de mayor costo-beneficio. Un enfoque unificado de los sistemas físicos y lógicos es imprescindible para que las soluciones cubran plenamente las necesidades de disponibilidad, agilidad, integración y seguridad, concluye Guillermo Ortegón, Territory Account Manager de Panduit Colombia.

Panduit cuenta con un enfoque consultivo para determinar las necesidades de sus clientes. Su ecosistema de arquitectos, consultores, ingenieros, diseñadores, integradores de sistemas, contratistas y distribuidores, le permite ofrecer un completo portafolio de servicios que abarca todo el ciclo de vida. Desde planeación y diseño, pasando por construcción y despliegue, hasta mantenimiento y operaciones.


Fuente:pressperu

Seis de cada diez mujeres de más de 35 años buscan una vivienda para comprar

Según properati: seis de cada diez mujeres de más de 35 años buscan una vivienda para comprar. En tanto, la generación Z y las millennials optan más por el alquiler. Así lo revela en su reciente informe sobre el comportamiento de la demanda femenina en Lima el portal inmobiliario de compra y alquiler de inmuebles en Latinoamérica.

Su participación en las decisiones del hogar y a la hora de adquirir bienes y servicios es clave y, en muchos casos, hasta dominante, como en el sector inmobiliario, donde las mujeres han ganado mayor protagonismo, especialmente cuando se trata de comprar una vivienda.

Precisamente, a fin de conocer el comportamiento por grupos generacionales de la demanda inmobiliaria en Lima del sexo femenino y visibilizar la independencia en sus decisiones de búsqueda de un inmueble como una muestra de su empoderamiento, Properati realizó un informe –sobre la base de data del 2020- que revela que seis de cada diez mujeres mayores de 35 años (generación X), buscan una vivienda principalmente para comprar.

Mientras que, en los segmentos de menor edad entre 18 y 24 años (generación Z) y de 25 a 34 años (millennials) la necesidad está más concentrada en el alquiler de viviendas en un 65%.

“Hace 60 años era impensable que una mujer tomara este tipo de decisiones autónomamente, hoy no. Estos números más allá de conformar estadísticas, son una muestra del empoderamiento femenino en este mercado”, asegura Daniela Maldonado, key account manager de Properati en Perú.

Asimismo, detalla que, el formato de vivienda preferido es, principalmente, en un 65% los departamentos. “Este es un indicador que va de la mano con la tendencia del mercado inmobiliario peruano de los últimos años. Aunque, mientras mayor sea la edad de la mujer, el interés por el formato de casa aumenta”, asegura.

https://datastudio.google.com/reporting/2fb70b6c-83a5-49a7-836f-c6bf1b406c2f

DISTRITOS MÁS DEMANDADOS

Entre los distritos que concentran el mayor interés de las mujeres figuran Santiago de Surco y La Molina (en Lima Top) y Jesús María, San Miguel y Pueblo Libre (Lima Moderna), detalla el informe del portal inmobiliario de compra y alquiler de inmuebles en Latinoamérica.

Mientras que, las féminas de la generación Z y millennials tienen mayor preferencia por comunas como Los Olivos, San Martín de Porres y San Juan de Lurigancho.

Otro punto importante que destaca el estudio es que sin importar la edad, desde los 18 años hasta pasados los 60, las mujeres utilizan en mayor medida su smartphone para realizar la búsqueda de viviendas, en desmedro de la desktop.

https://properati-latam-2017.carto.com/me

La ejecutiva, incluso, afirma que estas invierten menos tiempo en la búsqueda que los hombres. “Los minutos que dedican a revisar ofertas inmobiliarias es directamente proporcional a su edad, siendo las más maduras las que más tiempo dedican en navegar en portales como el nuestro”, dice Maldonado.

Properati, a través de su área de periodismo de datos, también elaboró un mapa de los puntos calientes en Lima Metropolitana donde existe una mayor concentración de mujeres jefas de hogar (principal sustento económico de la familia) y este arrojó que Jesús María y Lince tienen la más alta participación (alrededor del 43%), seguido de Surquillo y Miraflores, entre otros.


Fuente: ElComercio

Sector inmobiliario tendrá un crecimiento superior al 7% este año

Empresas prevén incremento del nivel de ventas Titulo

Facilidades otorgadas por el Gobierno para que las familias accedan a una casa digna favorecerán el mejor desempeño de esta actividad durante el presente ejercicio, sobre todo para la construcción y venta de viviendas sociales, mediante el Fondo Mivivienda.

Después de un 2020 difícil por las consecuencias sanitarias y económicas que trajo la pandemia por el covid-19, el sector inmobiliario crecería más de 7% este año, debido a las mejores perspectivas que tienen las empresas y a las facilidades dispuestas por el Gobierno para que las familias puedan acceder a una vivienda digna.

“Nuestra perspectiva es de un crecimiento mayor al 7% para el sector inmobiliario, pero dependerá mucho de cómo se controla la pandemia. La vocación del Gobierno parece ir en la línea de impulsar la construcción de viviendas”, señaló el director ejecutivo de la Cámara Peruano de la Construcción (Capeco), Guido Valdivia.

Según el último Informe Económico de la Construcción de Capeco, para el 2021 la vivienda social (Mivivienda y Techo Propio) tendría una participación mayoritaria en las ventas, tanto en Lima como en provincias.

“Mivivienda Verde lidera esta estructura de las ventas con una proporción de 40.2%, cuatro puntos porcentuales más de lo que se esperaba. Por el contrario, se esperan leves retracciones en la participación de Mivivienda Tradicional y Techo Propio”, señaló.

“Las empresas promotoras estiman alcanzar un incremento de su nivel de venta de unidades de vivienda de 6.2% para el 2021, en relación a lo obtenido el año pasado, resultado ligeramente inferior a la expectativa expresada en la medición previa”, agregó.

Guido Valdivia sostuvo que la necesidad de viviendas es permanente, pero agregó que hay un ligero cambio de tendencia porque disminuyó la preferencia por departamentos y ahora se busca adquirir casas.

Resaltó que la edificación de viviendas informales en el Perú todavía se encuentra en aproximadamente 70% de total de las unidades construidas.

“En las ciudades la gente se hizo de sus viviendas de manera informal, en terrenos invadidos y, posteriormente, formalizados”, manifestó. Muchas de estas viviendas son precarias y hay que reconstruirlas de manera progresiva con asistencia profesional. Para eso, el Gobierno tiene el programa Techo Propio en la modalidad construcción sitio propio”, añadió.

Fondo Mivivienda

Por su parte, el Departamento de Estudios Económicos de Scotiabank señaló que la colocación de los créditos hipotecarios del Fondo Mivivienda (mediante las modalidades del Nuevo Crédito Mivivienda y Techo Propio) consolidaría su recuperación durante el presente año.

“Para el 2021 esperamos que la colocación de créditos, vía el Fondo Mivivienda, supere los niveles alcanzados en el 2020 (8,362 préstamos). Sin embargo, el número que esperamos se coloque en el 2021 no superaría lo alcanzado en el 2019 (10,746 créditos)”, según el analista de sectores no primarios de Scotiabank, Carlos Asmat.

“Ello toma en cuenta la actualización del rango de valores de viviendas que el Fondo Mivivienda permite financiar, los cuales deben tener un valor que se encuentre entre 61,200 soles y 436,100 soles. También se suma el mayor monto del Bono del Buen Pagador, que llega a un máximo de 24,600 soles y un mínimo de 10,300 soles, y el incremento del monto Bono Verde (5,100 soles adicionales)”, agregó.

El Departamento de Estudios Económicos del Scotiabank proyectó un mayor ritmo de colocaciones durante el segundo semestre del 2021, dado que para ese período se espera una mejor situación sanitaria, propiciando un menor nivel de restricción de movimiento y, en consecuencia, una mayor actividad económica.

Participación

Una buena alternativa para comprar una vivienda es el programa Techo Propio, dirigido a familias de menores recursos económicos, y por el cual se puede comprar, construir o mejorar su casa, gracias a que el Estado entrega una ayuda económica – Bono Familiar Habitacional (BFH). Techo Propio tiene tres modalidades: Adquisición de Vivienda Nueva, Construcción en Sitio Propio y Mejoramiento de Vivienda.

Debe considerarse que el Gobierno extendió las facilidades para que las familias puedan acceder a una vivienda digna hasta el 31 de diciembre del 2021, entre las cuales están la excepción del ahorro mínimo que se exigía antes y el incremento de los valores del BFH. El valor del bono varía de acuerdo con la modalidad a la que la familia postule: para comprar es 38,500 soles, para construir 26,400 soles y para mejorar la vivienda, 10,120 soles.


Fuente: elperuano

Capeco: aumenta preferencia por compra de casas en pandemia

Gremio considera positiva la creación de operador público de suelos en el país

En los estratos con capacidad para comprar viviendas, considerando la coyuntura por la que atraviesa el país, se pudo observar un aumento en las preferencias de las personas por adquirir casas con relación a departamentos, afirmó el director ejecutivo de la Cámara Peruano de la Construcción (Capeco), Guido Valdivia.


“La necesidad de viviendas es permanente. Cuando una familia determina que sus condiciones habitacionales no satisfacen sus necesidades, entonces se plantea la necesidad de comprar o construir una vivienda o alquilar una unidad habitacional acorde con los requerimientos familiares. En estos momentos, sostuvo, no hay problema de oferta (de viviendas), pero siempre la demanda será mayor”, manifestó en el programa Económika de Andina Canal Online. 

Valdivia aseguró que en el segmento con capacidad para comprar viviendas hubo un ligero cambio de tendencia y las personas han reducido su preferencia por departamentos y se han optado por adquirir las casas. “Además, la gente está optando por departamentos no tan cercanos a la calle. Estos son algunos indicadores que demuestran que la pandemia ha tenido un efecto en la preferencia de los consumidores”, precisó. 

Asimismo, el representante de Capeco aseveró que, en esta decisión, se contempla la situación de que muchas actividades laborales aún se desarrollarán desde casa, aunque no es la mayoría de los casos. 


“Para la gente que trabaja en casa, hay varias alternativas. Una de ellas es que los propios edificios puedan tener áreas de trabajo. Otra es que los espacios de coworking se extiendan por la ciudad y que no solo estén en zona de concentración de actividad económica o centros financieros, refirió.


Construcción

El director ejecutivo de Capeco comentó en el último cuatrimestre del año pasado la construcción creció de manera relevante y en diciembre cerró con un avance de 23%, cifra que no se alcanzaba desde el 2010.


“En enero se habría crecido menos (7%), pero igual nos recuperamos después del segundo trimestre del 2020 en el que se cayó casi 70%”, agregó Valdivia.

Resaltó que la construcción de viviendas informales aún se encuentra en aproximadamente  70% de total de las unidades construidas. “En las ciudades la gente se hizo de sus viviendas de manera informal, en terrenos invadidos y, posteriormente, formalizados”, aseguró.  

El directivo precisó que la solución a este problema consiste en atender a los que ya están viviendo en lotes, muchos de ellos formalizados y con servicios, otorgándoles viviendas construidas técnicamente en esos mismos terrenos. “Muchas de estas viviendas son precarias y hay que ir construyéndolas de manera progresiva con asistencia profesional. Para eso, el Gobierno tiene el programa Techo Propio en la modalidad construcción sitio propio”, dijo.  Valdivia sostuvo que se necesitan unas 60,000 unidades habitacionales bajo esta modalidad por los próximos 12 años. Además, es relevante promover el desarrollo de proyectos de vivienda social para estos segmentos, para lo cual existe el programa Techo Propio adquisición de vivienda nueva. En esta modalidad se necesitan 45,000 unidades al año”, precisó.

Agregó que hay una brecha que sigue creciendo en construcción informal y esto se resuelve otorgando más recursos para subsidios, promoviendo suelo urbano y hay que generar suelo urbano para proyectos de vivienda social, y dotarlos de servicios de agua y desagüe.


Operador de suelos

Al referirse a la posibilidad de crear un operador público de suelos, una entidad pública que ponga suelos estatales en el mercado, el ejecutivo sostuvo que el Estado es uno de los principales proveedores de tierras en el Perú.


“Es buena la iniciativa que requiere de una ley del Congreso y, ojalá, se pueda discutir rápidamente. Sería relevante que este operador pueda estar activo rápidamente para cubrir esta brecha de oferta y llegar a las 30,000 viviendas en Mivivienda al año; 45,000 en Techo Propio vivienda nueva y 60,000 en Techo Propio en sitio propio”, comentó. 
Valdivia expresó su confianza en lograr las 150,000 viviendas al año en zonas urbanas. “En ese momento, la informalidad se reducirá. El el sector privado está preparado para producir esta cantidad de viviendas que se necesitan para acortar el déficit habitacional, siendo los principales problemas la falta de sueldos y los servicios públicos”, puntualizó.

Video:

https://web.facebook.com/watch/live/?v=2789243434629779&ref=watch_permalink&t=4

Fuente: Andina

Capeco: Expectativas de crecimiento de construcción para el 2021 se reduce de 13,9% a 11,9% por segunda ola

Para el primer mes del año, se espera una expansión de 7,2% del sector, impulsado por el consumo de cemento que crecería en 20%

La encuesta de expectativas de la Cámara Peruana de Construcción (Capeco), que se realiza a partir de consultas a diferentes agentes del sector, determinó una revisión a la baja del crecimiento proyectado para este año.

Con una reducción de dos puntos porcentuales respecto a lo recogido hace dos meses, se espera ahora que este sector registre una expansión de 11,9% en el 2021.

El año pasado, el rubro anotó una contracción de 13,9%, un retroceso que fue atenuado por los resultados mensuales en el último cuatrimestre. En diciembre logró crecer 23,1%, su nivel más alto desde hace una década.

El principal factor de la revisión a la baja del estimado de crecimiento del sector se debe al avance de la segunda ola de la pandemia, que ha implicado la restricción de actividades focalizadas.

“La situación [del sector construcción] en términos generales ha sido muy positiva. Un mes récord de crecimiento fue diciembre que impactó en la reducción de la caída del 2020. [La revisión de crecimiento para este año] se explica fundamentalmente en el avance de la segunda ola. Al no ser muy clara su magnitud futura y duración genera este efecto”, indicó Guido Valdivia, director ejecutivo de la Capeco.

Respecto al corto plazo, Valdivia indicó que esperan un crecimiento de 7,2% del sector en enero.

Este resultado se proyecta a partir de que el consumo de cemento crecería en 20% y la inversión pública seguiría registrando avances en términos monetarios, pero caería en el comparativo interanual.

“Lo que pasa ahora, y se ve en una serie de indicadores de la encuesta, es que la situación actual de descontrol de la pandemia hace ajustar las expectativas, pero creemos que podría ser dos dígitos [el crecimiento anual]”, apuntó.

Por su parte, también estimó que el mercado hipotecario y las ventas de viviendas aumentarían este año en más de 10%.

Al respecto, Carlos Casas, decano de la Facultad de Economía y Finanzas de la Universidad del Pacífico, explicó que este sector es mucho más dinámico y procíclico, por lo que su dinamismo se está afectando en mayor grado ante las restricciones implementadas.

“Cuando el PBI crece, la construcción se expande más; pero cuando el PBI cae, este rubro también se contrae en mayor grado”, anotó.

Casas también indicó que estaría incidiendo la falta de procesos de adaptación del sector a la nueva normalidad.

“Esto explicaría, en parte, por qué la inversión inmobiliaria podría estar parada ante tanta incertidumbre”, sostuvo.

TIEMPOS DE REFORMA

Valdivia indicó que el resultado positivo de los últimos cuatro meses del 2020 sitúan al rubro en un “momento interesante y propicio” para una reforma del sector.

Uno de sus apuntes es reformar la Ley de Contrataciones por una “Ley de gestión de infraestructura”.

“El gobierno parece ir en esta línea de querer reformar la ley de contrataciones, pero nosotros hemos apostado por sustituirla para no solo abordar las compras, sino también el mantenimiento y la operación de la infraestructura”, refirió.

Algunas de las otras propuestas de la Capeco son permitir que Cofide constituya fideicomisos en obras públicas para reducir problemas con fianzas; que se continúe con la implementación del Plan BIM Perú, a cargo del MEF; e implementar una estrategia para formalizar el empleo en construcción en obras públicas.

Sin embargo, Casas consideró que, si bien puede empezar a plantearse desde estos meses, la ejecución total de una reforma debe estar a cargo del nuevo gobierno.

Agregó que, en el marco de ejecutar cambios, se debe abordar la reducción de la corrupción, sin dejar de lado la disminución de procesos burocráticos.


Fuente: EC

Economía mundial 2021: ¿rebote y rebrote?

“Las cifras definitivas de crecimiento dependerán del desarrollo de la pandemia, la vacunación global, la efectividad de la vacuna y su impacto en la salud y la economía”.

Tras un 2020 que consternó al planeta por la pandemia, impactando en la economía y la salud, el escenario económico dependerá, en buena medida, del control que se tenga de la misma y de la vacunación global.

Como cada año, hay factores de riesgo y hechos que pueden ocurrir. Los economistas pronostican que tras un pésimo 2020, la economía mundial crecerá en 2021 –por efecto rebote y mejora del entorno de negocios– cerca de 4% o 5% (China 7.1% y USA 4.2%). Las cifras definitivas de crecimiento dependerán del desarrollo de la pandemia, la vacunación global, la efectividad de la vacuna y su impacto en la salud y economía. Pero preocupa la mutación del COVID. Otros factores que influirán en la economía mundial son el crecimiento de China y Asia, estímulos en USA, las políticas de Biden, Europa y Gran Bretaña tras el Brexit.

En Latinoamérica, el desempleo ha impactado, generando más pobreza. En Perú, el ingreso per cápita volvería a niveles preCOVID recién en 2024-2025. La región cayó 7.3% y se prevé un crecimiento de 3.6% en 2021. Las proyecciones de crecimiento están ligadas a la problemática de la vacunación y los desafíos logísticos.

El virus está reconfigurando nuestra existencia posvacuna. Un aspecto relevante para la economía será el impacto en los hábitos de consumo y en los centros comerciales, turismo y entretenimiento. También se vislumbra afectación del mercado inmobiliario, el avance del teletrabajo y teleeducación, y el efecto de la nueva ola tecnológica. Ojalá 2021 sea un año de rebote sin rebrote. Las perspectivas para Perú no son tan optimistas por las demoras en vacunación y un calendario electoral que genera incertidumbre.


Fuente:P21

Te recomiendo leer, también:

Mejorar la institucionalidad y gestión de proyectos, propuestas para salir de la actual crisis

Esto proponen desde el Consejo Empresarial de la Alianza del Pacífico, compuesta por Chile, Perú, Colombia y México

Salir de la crisis económica en la que nos ha sumergido la pandemia es el objetivo común de los países. La Alianza del Pacífico– compuesta por Chile, Perú, Colombia y México- cuenta con un Consejo Empresarial, conformado por ejecutivos de alto nivel de los cuatro países, quienes tienen por objetivo elaborar propuestas y recomendaciones a los gobiernos.

Así, la propuesta más reciente realizada surgió bajo la presidencia pro témpore de Chile en el organismo, que ahora traspasó a Colombia. Ésta se enfoca en mejorar la institucionalidad y gestión de proyectos de infraestructura pública, que consideran una medida eficaz para reactivar la economía en medio de la crisis.

La redacción del documento fue encargada por el capítulo chileno -presidido por Bernardo Larraín Matte (titular de la Sofofa)- al abogado experto en infaestructura y socio de Molina y Ríos, Victor Ríos, junto con el Consejo de Políticas de Infraestructura (CPI), el Centro de Arbitraje y Mediación (CAM), la Cámara Chilena de la Construcción, entre otros. Luego, trabajaron el texto con los empresarios de otros países.

El diagnóstico es que la inversión en infraestructura pública y privada en los países de la Alianza “sigue siendo deficitaria”; particularmente en el caso de Chile señalan que alcanza actualmente un 2,2% del PIB anual, debiendo elevarse dicha tasa a un 3,5% como objetivo deseable.

En las otras naciones, la inversión en México es de 3,1% del PIB y en Colombia de 2,3%. Por su parte, en Perú, “cerrar la brecha de infraestructura productiva requiere una inversión anual de entre 2,1% y 2,6% del PIB, por los próximos 20 años”.

Plantean que los Estados no están haciendo una gestión eficiente de los proyectos: “En los países de la Alianza es bastante usual apreciar que, desde que un Gobierno decide impulsar una obra pública y hasta que ésta se materializa -sea por el mecanismo de obras públicas directas o vía concesiones-, transcurren más años que los deseables y necesarios, mediando plazos extraordinariamente excesivos”.

Ante eso, plantean avanzar en la creación de una institucionalidad que permita contar con un Plan Nacional de Infraestructura Estratégica (PNIE) para cada país del bloque, que priorice y ordene la cartera de proyectos a nivel nacional, regional y departamental; y que cuente con una visión integral de largo plazo.

También proponen avanzar en la creación de una Agencia Nacional de Infraestructura, inspirada en la experiencia neozelandesa, que se constituya como asesora de la autoridad. “Necesariamente debe tener un horizonte mayor que ese. Se debe promover la inversión en infraestructura de carácter sostenible, que contemple la ejecución y operación en cumplimiento con los estándares ambientales”, proponen.

Plantean que estas agencias sean apoyadas en el sector privado por Consejos Nacionales de Infraestructura, conformados por las empresas del sector.

Contratos y mecanismos

Además de las propuestas institucionales, proponen que los contratos tengan modelos más colaborativos.

“Los inconvenientes que surgen a partir de relaciones contractuales tensionadas y desequilibradas se traducen en demoras, atrasos y sobrecostos que afectan severamente la gestión de la infraestructura de nuestros países, en su perspectiva de política pública necesaria para el desarrollo social y económico de los Estados miembros”, señalan.

Por otra parte, plantean la necesidad de mejorar los mecanismos de resolución de controversias, ya que los mecanismos tradicionales, tales como el arbitraje y la litigación ante la justicia ordinaria, han sido considerados como inapropiados para la resolución de disputas en proyectos de construcción.

“Porque sólo intervienen después de que la disputa se ha generado, exacerbando la actitud conflictiva entre las partes de un proyecto y porque resultan altamente costosos en tiempo y dinero”, apuntan.

Buscan potenciar las mediaciones y los directorios de disputas, instancias que juntan a expertos y que proponen soluciones a los conflictos, como el Panel Técnico de Concesiones en Chile.

“A modo de ejemplo, varios proyectos en Honduras, Panamá, El Salvador y Chile han ya contado con la participación de los Dispute Boards como mecanismos eficientes para solución de controversias in situ y en forma contemporánea a la realización de los proyectos”, relatan.

Fuente: larepublica

Sector inmobiliario crecería a dos dígitos en el 2021

El 2021 será un muy buen año para el sector inmobiliario, que podría registrar un crecimiento de dos dígitos. Así lo afirmó Diego Abarca, gerente comercial. “Proyectamos que el sector va a crecer hasta en dos dígitos, toda vez que se estima que la economía peruana crecerá hasta en 10% en el 2021, y, de seguro, eso impulsará la demanda por inmuebles.

Además, ya en el sector inmobiliario hemos experimentado una notable recuperación en las ventas en los últimos seis meses, por lo que vemos el futuro próximo con mucho optimismo. Asimismo, no olvidemos que en Lima existe una demanda de más de 250.000 familiares que necesitan una vivienda y una oferta de solo 23.000 a 24.000 unidades habitacionales, por lo que existe un gran espacio para el desarrollo inmobiliario”, señaló el gerente comercial de la inmobiliaria perteneciente a los grupos Romero (Perú) y Paz (Chile).

Los proyectos de Paz Centenario

Con respecto, Diego Abarca proyecta un crecimiento también de dos dígitos debido a los proyectos que tienen en desarrollo. “Paz Centenario piensa crecer por lo menos a dos dígitos de cara al 2021. Tenemos 6 proyectos que se están desarrollando muy bien.

De ellos, entregaremos el proyecto Piazza, ubicado en Pueblo Libre, en el 2021; mientras que ya iniciamos la construcción de los proyectos Lima 1, en el Cercado de Lima; y Pérgola, en Jesús María. Con ello queda demostrado que seguimos avanzando y que el 2021 va a ser muy auspicioso para desarrollar el negocio inmobiliario no solo para nosotros, sino para todas las inmobiliarias”, estimó Abarca.

 Asimismo, el ejecutivo agregó que en el primer trimestre lanzarán dos proyectos más en Lima, en distritos que la empresa revelará muy pronto y que aumentarán su cartera de departamentos de manera significativa.

Santa Catalina, un nuevo proyecto en una zona muy cotizada

Diego Abarca dio los detalles de Escala, proyecto lanzado recientemente por Paz Centenario y ubicado en la avenida Gálvez Barrenechea –en la intersección de la vía Javier Prado con el Puente Quiñones–, en Santa Catalina, en el distrito de La Victoria. Se trata de una torre de 31 pisos, con vista a toda la ciudad.

“Se encuentra en un distrito muy atractivo como La Victoria, que ha tenido mucho crecimiento y desarrollo urbanístico en los últimos años, además de haber logrado mucho orden jurídico, lo que genera tranquilidad a los futuros compradores de bienes inmuebles”, destacó el gerente comercial de Paz Centenario.

Agregó que el proyecto se encuentra en una ubicación preferente, pues está a solo unos pasos de San Isidro y San Borja. “Está muy cerca del Centro Empresarial, de San Isidro; y a solo diez minutos del centro comercial Jockey Plaza, y a cinco minutos del mall La Rambla, de San Borja”, resaltó.

 

Diego Abarca explicó que actualmente Santa Catalina no solo es una opción bastante interesante para vivir debido a la gran conectividad que posee, sino que también representa una gran oportunidad para invertir por el continuo crecimiento del valor del metro cuadrado de dicha zona. “Nuestros precios de lanzamiento están con valores de m2 por debajo de los que tiene la competencia actualmente. Sin duda, los que compran en planos ya están generando una importante plusvaía”, manifestó. Agregó que la preventa de Escala será hasta el 2021 y que la construcción durará dos años más, por lo que la entrega de los departamentos se realizará a finales del 2023 o inicios del 2024.

El proyecto Escala cuenta con 276 departamentos de 1, 2 y 3 dormitorios, que tienen de 40 m2 a 101 m2. Posee, además, zonas de parrillas, de coworking, piscina, gimnasio, áreas para niños, sala bar y una plaza central al aire libre, entre otras áreas comunes. “Es un proyecto que ha sido diseñado para que las personas disfruten de las comodidades de un condominio grande, pero en un espacio vertical”, manifestó.

Los resultados del 2020

Con respecto a los resultados del 2020, Diego Abarca señaló que, teniendo en cuenta que fue un año muy difícil por la crisis sanitaria y económica originada por la COVID-19, el sector inmobiliario obtuvo resultados positivos con respecto a otros sectores y en una coyuntura de recesión.

“Este año ha sido un año muy difícil para muchos sectores. Sin embargo, para el rubro inmobiliario el primer trimestre fue muy bueno. Luego se complicó con la llegada de la pandemia, pero a partir de junio se ha venido recuperando de manera muy positiva. Al punto que en los últimos tres meses, no solo Paz Centenario, sino muchas empresas del sector superaron las metas establecidas en el 2020”, destacó el gerente comercial de Paz Centenario.

Así, el ejecutivo informó que al cierre de octubre el sector inmobiliario registró ventas que bordearon el 80% de lo colocado en los primeros diez meses del 2019 y que ello, para un año tan complicado por la crisis económica es muy auspicioso.

Finalmente, Diego Abarca informó que, las ventas de noviembre cerraron al 105% de lo presupuestado y que a octubre la inmobiliaria que representa acumuló ventas por el 90% del monto total registrado en el 2019. Asimismo, resaltó que la confianza  en la recuperación del mercado peruano es muy alta razón por la cual en el último trimestre del 2020 lanzaron dos proyectos inmobiliarios: Galia, en Miraflores; y Escala, en La Victoria.

Fuente: eleconomistaamerica.pe

 

error

Para leer más artículos, sígueme.